Relaciones sexuales refrescantes

¿Cómo hacer más refrescantes nuestras relaciones sexuales en verano? ¿Se puede? Claro que sí, sigue los tips de la sexóloga Ester Álvarez G. y ¡refresca el amor!

Es evidente que en verano nos apetecen cosas fresquitas como las bebidas granizadas, o los helados, mucho más que el típico té o chocolate caliente que bebemos para entrar en calor en invierno. Cada época del año tiene su forma de vivirla y ¡en el sexo no iba a ser menos!

¿Cómo hacer que nuestras relaciones sexuales no nos den tanto calor en verano?

Aire acondicionado, ventilador, piscina… hacemos cualquier cosa para mantenernos alejados del calor en verano. Pero ¿qué hay de las relaciones sexuales? Si el calor nos quita las ganas ¿cómo hacer frente a las relaciones sexuales en verano? ¿Podemos hacerlas más refrescantes?

La respuesta es rotundamente sí. Es cierto que el sexo se asocia normalmente con entrar en calor y sudar, todo lo contrario a lo que nos apetece en verano. Pero, aunque no lo creas, existen formas de combatir el calor y hacer más refrescantes las relaciones sexuales, ¿quieres descubrir cómo? Pues sigue leyendo…

Cosmética erótica refrescante

En esta época del año podemos dejar a un lado productos como los lubricantes de efecto calor o las velas de masaje… con la llegada del frío seguro que les volveremos a dar uso. Pero ahora lo que apetece es refrescarnos y para ello también existen muchos productos que tal vez no conoces.

Prueba a bajar la temperatura con los lubricantes de ¡efecto frío!

Los lubricantes y geles estimulantes con efecto frío pueden ser ideales para aportar una sensación refrescante a las relaciones sexuales. También es posible usar un aceite de masaje, previamente enfriado en la nevera, para darle un masaje fresquito a tu pareja.

Prueba algunos de estos productos, experimenta… y si te gusta, ¡repite!

Jugando con hielos

Otra idea para aportar un toque fresco al encuentro erótico, y así combatir el calor del verano, puede ser jugar con hielos.

En efecto, pasarle un hielo a tu pareja por diversas zonas de su cuerpo como el ombligo, los pezones o los labios puede convertirse en un juego además de sensual, muy refrescante. También puedes ponerte los hielos en la boca y recorrer el cuerpo de tu pareja dándole besos helados. Esto ayudará a bajar la temperatura… o subirla… depende de como lo mires.

Experimentar escalofríos de placer, sintiendo el hielo en contacto con la piel, es una experiencia divertida y refrescante. Pero siempre con precaución, sin dejarlo mucho tiempo en una misma zona, ya que el frío demasiado intenso puede causar quemaduras en la piel.

Sí, existen dildos que puedes enfriar previamente en la nevera o en el congelador

Juguetes eróticos enfriados

Otra opción para refrescarnos puede ser sustituir los hielos por un dildo o juguete erótico (apto para ser enfriado).

Sí, existen dildos que pueden enfriarse previamente en la nevera o el congelador. Algunos materiales como la piedra, la porcelana o el cristal permiten que esos dildos puedan alcanzar diversas temperaturas, enfriándolos o calentándolos previamente, lo que nos permite experimentar diferentes sensaciones.

Volvemos a lo mismo: siempre con precaución. ¡No vayas a congelar el dildo y llevarlo directamente a los genitales, por favor! Comprueba con tu mano primero la temperatura a la que está, pásalo por diferentes zonas del cuerpo, ve jugando poco a poco… calentándolo con la piel del cuerpo de tu pareja… y sólo llévalo a las zonas íntimas cuando ya no esté excesivamente frío.

Por otra parte, asegúrate de que el material de tu juguete es apto para ser enfriado, no vayas a estropearlo. Por lo general los vibradores con baterías no permiten el calor ni el frío extremo.

Sexo en la ducha

Si no queremos sudar demasiado o ya estamos sudados y decidimos darnos una ducha para mantener relaciones sexuales, una posibilidad es directamente hacerlo en la ducha.

Aquí una buena idea puede ser usar un lubricante con base de silicona para facilitar la penetración, ya que con el agua la lubricación natural se va y los lubricantes con base acuosa no sirven.

¿Playa? ¿Piscina? ¿Ducha?

De esta manera, experimentar con un lubricante de silicona en el agua puede ser una nueva experiencia que nos va a proporcionar sensaciones diferentes y muy placenteras. También, es buena idea usar este tipo de lubricante para el sexo, estando mojados y fresquitos, en cualquier lugar de la casa.

¿Playa o piscina?

En verano se habla mucho de las relaciones sexuales en la playa o en la piscina. Si bien es una manera de huir del calor, no suele ser muy cómodo.

Puestos a elegir, mejor la piscina porque al menos no hay arena que acabe metiéndose en sitios que no debería.

En cualquier caso, debemos tener en cuenta que el preservativo siempre hay que ponérselo fuera del agua.

Como ves, siempre hay opciones para poder seguir disfrutando de las relaciones sexuales, incluso con el calor del verano, sólo hay que ser creativos y encontrar la manera de hacerlas más refrescantes. ¡Prueba algunas de estas ideas y después nos cuentas!

 

 

 

 

 

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn
Share on whatsapp
WhatsApp

POLITICA DE PRIVACIDAD Y PROTECCIÓN DE DATOS

RESPONSABLE

DRAGONFLY SOLUCIONES SL – CIF B86994365

CONTACTO

Apartado de Correos 092 –  28224, Pozuelo de Alarcón (Madrid), España
Tel. 910133553 – Email: info@dragonflysoluciones.com

FINALIDADES

Gestión comentarios del blog

LEGITIMACION

Consentimiento expreso

CONSERVACIÓN

Hasta que el usuario exprese su derecho de supresión

DESTINATARIOS

No cedemos sus datos a terceros

TRANSFERENCIAS INTERNACIONALES

No realizamos transferencias internacionales de sus datos

PROCEDENCIA

El propio interesado

DERECHOS

Usted tiene derecho acceder a sus datos, rectificarlos, suprimirlos, limitar u oponerse a su tratamiento, a su portabilidad, a no ser objeto de decisiones automatizadas, a retirar su consentimiento y a presentar reclamaciones ante la Autoridad de Control (Agencia Española de Protección de Datos). 

Para poder comentar debes aceptar

Deja una respuesta